Bilan Ecotourisme ESP

Cierre del proyecto – Ecoturismo en Amazonia

En el proyecto « Ecoturismo en Amazonia », el año 2017 marcará una transición importante.

A raíz de los muy buenos resultados del número de visitantes de la zona en 2016, la Asociación de Protección de la Fauna y la Flora (APFF) ya puede reivindicar una fuente de ingreso económico estable que permite su autosuficiencia y la sostenibilidad de las actividades de conservación de la zona. Esta colaboración activa desde hace 6 años terminara, por tanto, en junio 2018 tras un periodo de transición.

En 2017, y para clausurar el programa definido conjuntamente entre la APFF y Envol Vert, tres etapas de conservación se han creado: la continuación del monitoreo de la zona, la finalización del huerto de los Colibrís así como el lanzamiento de un programa breve de agroforesteria para iniciar y fomentar la práctica a los habitantes de la zona.

El mayor éxito reside en la finalización del huerto de los Colibrís, que se ha dotado, desde un punto de vista ornitológico, de una bañera por Colibrís, de un sendero de deambulación y también de una reestructuración de su diseño paisajístico global. Tres años atrás, este espacio deforestado y degradado era consideraba exento de interés. Estamos empezando a comprobar un bosque en recuperación que ha hallado una función de conservación fundamental y que constituye una actividad generadora de ingresos adicional.

Al final de este año 2017, el programa se ha así completado y simboliza un momento crucial por la APFF que expresó una necesidad de autonomía. Envol Vert apoyara esta transición suave y quedara a disposición de la APFF hasta junio de 2018.

 

Informe de la colaboración entre 2011 y 2017:

Con 6 años de colaboración activa podemos felicitarnos por los numerosos resultados significativos en múltiples niveles:

Bilan Ecotourisme ESP

En total, nada menos que 17 voluntarios se sucedieron para apoyar el éxito de este proyecto desde 2011, tantas personalidades, voluntades, intercambios, y recuerdos para todos los participantes.

Flora: apoyo a la organización y al desarrollo de la oferta (5 meses en 2014)

« Tuve una experiencia única en el corazón de la Amazonía, con la sensación de estar donde se juega todo. Al contacto de Feliciano, Juver, Lleny y todos los demás, aprendí mucho sobre el bosque y sus apuestas. Espero haberles aportado algunas habilidades de gestión. Aprendí especialmente a encontrar la postura correcta: no “hacer en lugar de”, no imponer, sino “hacerlo con” y promover una comunicación de calidad. »

Bastien: responsable de desarrollo turístico (5 meses en 2016)

« Tuve una experiencia voluntaria muy gratificante que me permitió conocer a una familia entrañable, con todas las dificultades y los momentos culminantes que esto implica. Mantendré recuerdos para toda la vida y estoy orgulloso de la pequeña gota de agua que pude tirar al fuego de la deforestación en esta región »

Charlène: coordinadora nacional y responsable del desarrollo del programa de conservación, (en cargo desde Junio 2016 hasta ahorra)

« Trabajar con la APFF fue probablemente el mayor reto profesional que tuve que enfrentar. Llegar al final de un proyecto es difícil, pero también es un verdadero desafío para todos los participantes. En el caso de este proyecto, es obvio que el trabajo ha dado sus frutos y que todos han crecido. Tras la interrupción de las actividades conjuntas continúo viendo la asociación y estoy orgulloso del resultado, están más soldadas e invertidas en sus actividades y eso no parece listo para detenerse. Muchos han tenido palabras conmovedoras y no olvidaré la poesía de Lira que me dijo hace poco: “Ahora gracias a Envol Vert tenemos alas para poder volar” »

 

Hoy, y gracias a la APFF, la ACR-CE es monitoreado y muy raramente ocurre una actividad depredadora ilegal del medio ambiental. Muchas especies que antes estaban en peligro de extinción en el área han sido observadas nuevamente y los ecosistemas están en proceso de regeneración natural.

Los habitantes de la zona también están mejor informados sobre las leyes que rigen la ACR-CE y conocen sus derechos. En este caso, el número de asociaciones que representan a las poblaciones locales por sus derechos y la preservación de la biodiversidad aumenta constantemente. Hay muchas iniciativas para la protección del bosque, y el gobierno regional está más inclinado a proporcionar capacitación para aumentar las habilidades de las asociaciones.

Hoy, una federación de unas diez asociaciones, presidida por Féliciano Tuanama, el presidente de la APFF, fue creada y atestigua la capacidad de estos actores para encontrar sinergias entre ellos.

Hacemos la agradable observación de que la APFF es reconocida ahora como una asociación de guías profesionales de ecoturismo, capacitados en monitoreo de vigilancia y monitoreo del censo de fauna y flora. Pionera en el área, es capaz de llevar a cabo sus misiones de forma autónoma, es decir, mejorar las condiciones de vida de las poblaciones locales y preservar este tesoro de biodiversidad que es la Cordillera Escalera.

Ce message est également disponible en : Francés